Buscar
  • Pablo Seldner

¿Qué es la economía circular?


Photo Credits: Fuente; Parlamento europeo

Desde que el Informe Brundtland de Naciones Unidas en 1987 definió y promovió el “Desarrollo Sostenible” [1], existe una discusión abierta en torno al uso y significado del término, alcanzando diferentes perspectivas y canales de comunicación: La relación entre crecimiento y daño ambiental. Debido a nuestro gran consumo de energía y recursos

para alimentar a la sociedad, haciéndola funcionar, muchos expertos y académicos han propuestos nuevos modelos económicos más amigables con el medio ambiente. Entre las propuestas que han aparecido existe una que ha tomado importancia sobre otras: La economía circular. En este documento revisaremos en qué consiste y qué implicancias tiene adoptar un modelo como este.

La economía circular sigue siendo un término ambiguo y amplio, no debidamente definido, incluso en el ámbito académico. Se han recogido varias definiciones [2] y, entre ellas, la que utilizaremos en esta ocasión: "La Economía Circular se puede definir como un sistema económico de intercambio y producción que, en cada paso de las etapas del ciclo de vida del producto (bienes y servicios), tiene como objetivo aumentar la eficacia del uso de los recursos y reducir el impacto en el medio ambiente mientras se desarrolla el bienestar humano" (traducido de la fuente original [3]).


Photo Credits: Akhimien, N. G., Latif, E., & Hou, S. S. (2020). Application of Circular Economy Principles in Buildings.

Se le denomina circular porque, tanto en sus inicios como hoy en día, en búsqueda de esta eficiencia se utilizan los descartes o subproductos de algunas partes del proceso productivo para hacer más eficientes otros procesos productivos. La idea de la economía circular es aplicarlo a gran escala, donde cada sector productivo o servicio contribuye en hacer más eficiente a los demás. Esto puede ser aplicado a diversos sectores industriales, como la construcción, donde se buscaría crear un ciclo de reusar, reparar y reciclar materiales. Esto disminuiría grandemente los desperdicios y las emisiones de CO2 [4]. También es posible encontrar relaciones virtuosas de este modelo económico si se aplicará en materiales críticos o especiales [5], los sectores energéticos y de tratamiento de basura (relacionándolos de manera positiva) [6] o la industria del plástico [7]. El cambio del modelo puede significar un incremento de las utilidades gigantesco, de millones de dólares [8]. Incluso existe evidencia que puede ser de gran ayuda para cumplir metas de desarrollo sustentable [9].

Es cierto que es un marco teórico y una propuesta de cambio de paradigma muy reciente, con poco desarrollo aplicado, y con muchos problemas a resolver. A pesar de las recientes investigaciones, los autores ya mencionados que tratan el tema consideran que existe una gran falta de conocimiento y que más investigación es necesaria. También se ha visto que existen importantes barreras tecnológicas, culturales e institucionales para implementar este modelo [10] así como en el mercado [4][10] que impiden una transición rápida y efectiva hacia esta nueva forma de operar la economía. Pero en caso de implementarse no solo nos ayudará a disminuir nuestro impacto ecológico sino además promover mejores y más eficientes negocios de manera sustentable [11]. Sin duda es una nueva forma de entender los procesos productivos que nos puede permitir transicionar, de manera justa y sin destruir el modelo actual o nuestro estilo de vida, a una forma de sociedad sustentable y con un desarrollo amigable con nuestro planeta.


Referencias

  1. World Commission on Environment and Development. (1987). Our common future. Oxford: Oxford UniversityPress.

  2. Rizos, V., Tuokko, K., & Behrens, A. (2017). The Circular Economy: A review of definitions, processes and impacts. CEPS Papers, (12440).

  3. Economie Circulaire: Notions ADEME [French Environment and Energy Management Agency] Version modifiée octobre 2014

  4. Akhimien, N. G., Latif, E., & Hou, S. S. (2020). Application of Circular Economy Principles in Buildings: A Systematic Review. Journal of Building Engineering, 102041.

  5. Babbitt, C. W., Althaf, S., Rios, F. C., Bilec, M. M., & Graedel, T. E. (2021). The role of design in circular economy solutions for critical materials. One Earth, 4(3), 353-362.

  6. Munir, M. T., Mohaddespour, A., Nasr, A. T., & Carter, S. (2021). Municipal solid waste-to-energy processing for a circular economy in New Zealand. Renewable and Sustainable Energy Reviews, 145, 111080.

  7. Shamsuyeva, M., & Endres, H. J. (2021). Plastics in the Context of the Circular Economy and Sustainable Plastics Recycling: Comprehensive Review on Research Development, Standardisation and Market. Composites Part C: Open Access, 100168.

  8. European Commission, 2014. Communication from the Commission to the Euro-pean Parliament. The Council, the European Economic and Social Committeeand the Committee of the Regions towards a Circular Economy: a Zero-WasteProgramme for Europe.

  9. Panchal, R., Singh, A., & Diwan, H. (2021). Does circular economy performance lead to sustainable development? – A systematic literature review. Journal of Environmental Management, 293, 112811.

  10. Grafström, J., & Aasma, S. (2021). Breaking circular economy barriers. Journal of Cleaner Production, 126002.

  11. Barros, M. V., Salvador, R., do Prado, G. F., de Francisco, A. C., & Piekarski, C. M. (2020). Circular economy as a driver to sustainable businesses. Cleaner Environmental Systems, 100006.




26 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo